Entrevistas a Deportistas DAN-UJA: Patricia Herrera Martos

Patricia Herrera Martos

Patricia Herrera Martos estudia su último curso del Grado de Psicología de la Universidad de Jaén (UJA). Por recomendación médica decidió fortalecer la espalda en un gimnasio y ahí fue donde conoció el Kick Boxing. Entre sus logros deportivos se encuentra ser la tercera de España absoluto 2017; campeona de España absoluto 2018 y campeona de España absoluto 2019. Actualmente, es la número 35 en el ranking internacional. Forma parte del destacado grupo de estudiantes de la UJA del Programa de Apoyo a Deportistas de Alto Nivel (DAN). Es una de los estudiantes que cuenta con un claro perfil ‘Generación UJA’, en el que se valora la formación integral.

 

¿Cómo surgió su afición por el deporte del Kick Boxing y por qué decidió dedicarse profesionalmente a él?

Comencé en un gimnasio a hacer un poco de musculación, para fortalecer la espalda, ya que tenía diversos problemas en las vértebras y en las caderas. Fue por recomendación médica. No conocía el deporte, pero en el gimnasio en el que me apunté entrenaban y competían a nivel profesional; así que fui viendo sus preparaciones, sus formas de entrenar y a conocer cada vez más, hasta que decidí meterme. Mis padres decidieron permitírmelo, dado que yo era menor de edad y les daba miedo que practicase un deporte de contacto con mis problemas de espalda. Comencé sin problemas y con la gran ayuda de mi entrenador que se aseguraba que mi espalda no sufriera y que pudiera disfrutar ese deporte sin hacerme daño y adaptándolo totalmente a mis posibilidades.

Tras un largo tiempo entrenando, cuando ya mi espalda estuvo recuperada por completo, mi entrenador me propuso competir por conocer la sensación, la experiencia y ver todo lo que ello conlleva. Yo accedí de buena gana. A partir de ahí, todo salió bien y todo fue a más. No hubo un momento concreto en el que me plantease competir a nivel profesional, ni dedicarme profesionalmente, solo lo hice porque así avanzó y se desarrolló mi afición y pasión por este deporte.

En la Universidad de Jaén se acogió al Programa de Apoyo a Deportistas de Alto Nivel (DAN), ¿cuál ha sido su experiencia?

Ha sido bastante buena, porque da una gran tranquilidad saber que a los deportistas que estamos en mi situación, que tenemos campeonatos que conllevan a veces varios días, y que algunas veces tenemos dificultades para hacer las cosas de la universidad como los haría cualquier otra persona, se nos brinda una ayuda increíble en intentar adaptarnos todo, de forma que se pueda llevar con nuestra práctica deportiva y sin tener que sacrificar algo tan importante como es el deporte.

¿Qué tipo de apoyo le ofrece la Universidad de Jaén para continuar con su actividad deportiva y académica?

A mí me han cambiado fechas de exámenes, porque me coincidían con campeonatos. Me han cambiado de turno de las clases, ya que me pusieron inicialmente en un curso el que no me permitía entrenar. Incluso nos han dado ayudas económicas para poder cubrir los gastos que cada deporte conlleva. De esta forma, nos permite seguir con nuestras ambiciones académicas y deportivas hacia delante.

¿Qué mejoraría?

Mejoraría la forma de involucrarse en deportes minoritarios, como por ejemplo es el mío. Pero la verdad que es algo que ya se está llevando a cabo, así que, estoy muy contenta, en general.

¿Cómo ha compatibilizado los estudios con el deporte en estos años?

Sobre todo, con muchísima organización. Organizando todas las horas del día para poder dedicar las necesarias, tanto a los estudios como al deporte. Las suficientes para tener el rendimiento que deseo en ambas cosas. Aparte de la organización, esto conlleva también sacrificar tiempo que una persona que no practica deporte invertiría en otro tipo de actividades. Mi tiempo libre lo dedico practicando deporte, y si salgo con compañeros, o planeo alguna otra actividad siempre enfocada a que no me perjudique, ni a nivel académico ni a nivel deportivo.

¿La disciplina deportiva le ha servido para los estudios? ¿Es más difícil el deporte que el estudio?

La disciplina deportiva me ha servido mucho para los estudios en el sentido de la organización. He debido de ser tan organizada y cumplir tan rigurosamente un plan para que todo salga bien, que se ha cogido como una rutina y llegó al punto de que ya no costaba trabajo. Era algo normal y parte de mi vida. Por lo que me ha servido para adaptarme y para acostumbrarme a muchos buenos hábitos que mejoran mi rendimiento académico.

No considero que sea más difícil el deporte que los estudios, simplemente son prácticas muy diferentes, que a algunas personas se le darán mejor una y  a otras, otra. Aunque lo que si veo de diferente es que, en el ámbito de estudios, tú estudias para aprobar, para sacar una buena nota y obtener un título. Considero que la presión es menor. En una práctica deportiva a nivel profesional no basta con hacerlo bien, entrenar mucho día a día y así te aseguras de que todo saldrá como te planteas, no. Entrenas día a día, cumpliendo todas tus obligaciones y deberes y cuando llega el día de la competición, no solo es hacerlo bien, es competir con una persona que ha sacrificado lo mismo que tú, que ha hecho las cosas tan bien como tú, y en el que también influyen muchos factores externos. Porque, aparte de luchar con el rival, también luchas contigo mismo.

¿Ha tenido apoyo familiar?

Muchísimo. Si estoy donde estoy es en gran parte gracias a mis padres, los cuales siempre que he necesitado algo, ya sea transporte, ayuda económica o un abrazo, han estado ahí para proporcionármelo y animarme a seguir adelante. Aún cuando muchas veces yo sabían que sufrían al ver mi sacrificio y por lo que mi deporte, al ser un deporte de contacto, conlleva.

¿Dónde practica su deporte?

Práctico mi deporte en un gimnasio de Jaén, 'Imagen', el cual nos cede una sala unos días a la semana, para que mi entrenador imparta clases. Mi entrenador es de un pueblo, Torreperogil, por lo que los días que él no viene a Jaén, soy yo la que me desplazo a su pueblo o pueblos cercanos para no perder un entrenamiento.

¿Cuáles son sus logros deportivos y cuáles son sus aspiraciones?

Soy tercera de España absoluto 2017. Campeona de España absoluto 2018 y campeona de España absoluto 2019. Soy la número 35 en el ranking internacional. Mis aspiraciones ahora mismo son poder competir en alguno de los grandes eventos que se hacen a nivel internacional con las mejores del mundo. También tendré este año el campeonato del mundo que se celebrará el próximo mes de octubre en Sarajevo, Bosnia Herzegobina. Mi deporte se hizo olímpico hace apenas un mes, así que eso me deja un objetivo y una meta clara para mi carrera deportiva.

En el plano académico, ¿cuáles son sus proyectos?

No lo tengo claro ya que hay muchas cosas que me gustan y me llaman la atención. Así que ahora quiero terminar la carrera y después seguiré estudiando, aún no tengo claro el que, pero sé que continuaré con mi formación.

¿Tiene claro hacia dónde va a dirigir su futuro profesional?

Se que no voy a abandonar la práctica de mi deporte, ya que es parte fundamental de mi vida. Así que quizá estudie algo relacionado con la psicología deportiva. Pero aún no lo tengo del todo claro. Sé que seguiré estudiando y con mi formación, aunque no tengo claro que camino seguiré.

¿Queda tiempo para el ocio?

Por supuesto que sí. Quizá no tanto como a otras personas, pero con una buena organización, hay tiempo para todo.

En el futuro, ¿seguirá compatibilizando el Kick Boxing con la Enseñanza?

Si, sin lugar a dudas. El Kick Boxing se ha vuelto parte de mi vida y hay muchas formas de compatibilizarlo, y ahora que sé que se puede. Haré lo que sea posible.

Autor

Gabinete de Comunicación y Proyección Institucional de la UJA (C.Q.R.)

Etiquetas