Programa especial de UniRadio Jaén sobre distintos proyectos de dinamización en barrios de la ciudad de Jaén

Un momento de la emisión del programa especial sobre la dinamización de los barrios de Jaén.

UniRadio Jaén, emisora de la Universidad de Jaén, emitió el programa especial sobre diferentes proyectos de dinamización en barrios de la ciudad de Jaén ‘Dinamización de barrios a través del arte, la educación, la sostenibilidad medioambiental y la solidaridad, proyecto subvencionado por el Vicerrectorado de Proyección de la Cultura y Deporte de la UJA.

El programa, dirigido por Julio Ángel Olivares Merino y Víctor Figueroa Molina, contó con las intervenciones de Guadalupe Revueltas, representante del Secretariado Gitano; M.ª Eugenia Castro Guzmán, Directora Provincial de Intervención Social de Cruz Roja; Miguel Ángel Ortiz Carames y Manuel Ruiz, representantes de ‘AyudArte’, además de María Isabel Pérez Nieto, presidenta de la Asociación Cultural Marroquíes Bajos, junto con Manuel Troyano, del Campo Arqueológico de Voluntariado, la escultora y ceramista Dionisia Rodríguez Cárdenas y Juan Carlos Machuca, creador de la iniciativa ‘Objetivo Tierra’.  También quedó constancia del proyecto ‘Photo-voice’, codirigido por María de los Ángeles Espadas y María Teresa Amezcua, profesoras de la Universidad de Jaén.

El programa comenzó precisamente con la explicación de este último proyecto, que se desarrolla en los barrios vulnerables de la ciudad de Jaén y en el que participan, por parte de la Universidad de Jaén, estudiantes y profesoras del Grado en Trabajo Social y barrios escolares de 6º de Primaria, además del profesorado del Colegio Ruiz Jiménez y vecinos y vecinas del Polígono del Valle, junto con la Asociación Andaluza de Barrios Ignorados. La primera fase sirvió para que esta asociación y el colegio diseñaran la propuesta para la convocatoria del Plan de Innovación Docente de la Universidad de Jaén. Al aprobarse la propuesta, se inició el trabajo de formación teórica y metodológica con los estudiantes y se constituyeron los equipos de trabajo. Se realizaron, de hecho, distintos talleres de fotografía, paseos por los barrios, talleres de reflexión y análisis de las instantáneas, contando con debates y reuniones para elaborar propuestas de mejora. Este proyecto quería trasladar una visión diferente desde la mirada de sus propios habitantes, para huir de los estereotipos y estigmas sociales. Mostrando debilidades y carencias en el barrio tales como el mantenimiento urbano o el transporte y subrayando la necesidad de integrar la zona en la ciudad, además de subrayar aspectos positivos como la convivencia familiar y comunitaria con el tejido empresarial, se trata de un proyecto que ha calado hondo y que dinamiza la perspectiva de los ciudadanos. Además, la iniciativa culminó con una exposición llevada a cabo en el Museo Íbero, a la que asistió más de un millar de personas

Guadalupe Revueltas, psicóloga especialista en Mediación Intercultural y coordinadora de los distintos proyectos que Fundación Secretariado Gitano desarrolla en Jaén, abrió el turno de palabra. “Nos movemos en los barrios donde está nuestra gente, los barrios de Antonio Díaz, la Magdalena, San Vicente de Paul, entre otros. La pieza angular de la población gitana y lo que revierte, realmente, en el resto de necesidades es la educación. Si se produce un salto en la educación, la situación en el empleo, la discriminación, la salud cambiarán”, puntualizó la invitada.

Hace 20 años, el Secretariado Gitano puso en marcha el programa ‘Acceder’. Al respecto, Revueltas destacó que el pueblo gitano “tiene muy complicado que se les contrate. Las empresas han manifestado claramente que temen perder clientela”. La premisa, consecuentemente, es luchar contra esa barrera. “Ha cambiado el hecho de que estos empresarios que se planteaban el citado hándicap al contratar a una persona gitana, ahora ya sí se atreven. Al intentarlo han visto que eran grandes vendedores”, añadió la psicóloga.

En educación, “empezaron a ser referentes unos de otros” y tomaban ideas de quienes se animaban a acceder a los estudios universitarios y ahora se encuentran en distintas titulaciones dentro de la Universidad de Jaén, “algo que hace 20 años no pasaba”. “Ahora tenemos más de 20 que están en la universidad. Es un cambio exponencial”, destacó. La invitada terminó su intervención animando a la gente “a que conozca, que se abra y a que dé la oportunidad de relacionarse con una persona gitana y acabar con esa segregación que hay en nuestra sociedad”.

Al hilo de las intervenciones, M.ª Eugenia Castro Guzmán, Directora Provincial de Intervención Social de Cruz Roja y licenciada en Psicología, comenzó exponiendo que, para adaptarse a la realidad que se está viviendo y a las necesidades y de la mano de entidades, administraciones y asociaciones con las que trabajan, tienen “un plan de acción que incluye unas líneas estratégicas a desarrollar durante cuatro años, donde priorizamos las problemáticas, vemos qué metodologías, acciones y actividades hemos de dinamizar”. Castro se refirió al centro que tienen operativo desde 1981 en la Magdalena. En un principio, estaba destinado a personas mayores, pero se ha ido ampliando a las familias, el apoyo y refuerzo educativo, el tema del empleo, a mujeres y a niños. Terminó subrayando la idea de quedarse con la importancia del trabajo comunitario y ofrecer a la gente competencias, posibilidades y oportunidades.

El programa siguió con la intervención de Miguel Ángel Ortiz Carames y Manuel Ruiz, representantes de ‘AyudArte’, una iniciativa que, como comentó este último, surgió de una conversación que ambos tuvieron tomando conciencia del momento que está atravesando el sector de la cultura y las artes debido a la pandemia. Se trata de un acto de coherencia, dijo Ruiz, "pues los que amamos la cultura y el arte necesitamos que pueda seguir habiendo artistas en un futuro y, por lo tanto, ayudar a esos artistas que nos hacen soñar y disfrutar en el escenario", subrayó.

De este modo, ‘Ayudarte’ ha ido aunando esfuerzos con varios colectivos implicados, tales como Hojas de papel, Comunidad UP, la Fábrica del arte, Delirium LAE o UniRadio Jaén, entre otros. Se recogen, desde alimentos hasta donaciones económicas. Además, en su proyecto ‘Mirando por Jaén’, organizan grupos que, a través de un profesional en arte o turismo, realizan visitas guiadas por la ciudad, promocionando, así, el patrimonio material e inmaterial. De hecho, han llegado a participar en las excavaciones de Cástulo, en Linares.

A continuación, María Isabel Pérez Nieto, presidenta de la Asociación Cultural Marroquíes Bajos, se refirió a esta zona arqueológica que comprendía 115 hectáreas de la ciudad de Jaén. Indicó que "todo Marroquíes Bajos era una zona de cultivo de olivar expansivo en la que se trabajaba y exportaba el aceite”. Pérez Nieto significó, de hecho, la importancia de "crear una identidad para la ciudadanía, pues es como si el patrimonio permaneciese oculto para la población”. Por este motivo, en los distintos barrios de la ciudad tienen proyectos para presentar esta zona arqueológica a fin de que ciudadanía “la defienda”, esperando que en un futuro todas las zonas excavadas se puedan visitar en las distintas partes de la ciudad, con un circuito concebido para ello.

Al hilo, intervino Manuel Troyano, bombero y voluntario en el campo de arqueología de Marroquíes Bajos, quien afirmó que “en Jaén, aunque parezca increíble, tenemos pinturas rupestres y, en mi caso, he llegado a encontrar hasta siete abrigos de pintura rupestre en un día”.

La siguiente entrevistada fue la ceramista Dionisia Rodríguez, quien aclaró que "la cerámica creativa busca modelos nuevos, aquellos que van cambiando y adaptándose a las nuevas necesidades”. Dionisia imparte talleres en Jaén, vinculados a un programa de reinserción de Cáritas, enseñando a presidiarios o mujeres que han sufrido maltrato, entre otros. La invitada destacó la importancia de invertir tiempo en este trabajo y señaló que su inspiración emana de las situaciones cotidianas, de lo que ve todos los días en su barrio.

Dentro del plano de la sostenibilidad, la educación medioambiental y el consumo responsable, Juan Carlos Machuca, creador de ‘Objetivo tierra’ y ‘Jaén Verde’, habló de una enseñanza educativa basada en tales valores, con el firme propósito de “introducir el cultivo hidropónico como alternativa en los centros docentes”. Se trata de un trabajo que se ha ido ampliando a través de iniciativas que fomentan la reutilización de botellas y aceite usado para convertirlo en jabón casero, al igual que el aprovechamiento de herramientas. Se ha llevado a cabo en centros como ‘San José de Calasanz’, en Mancha Real; ‘Niña María’, de Linares; ‘Santo Tomás’, de Jaén, y, actualmente se está actuando con placas solares en ‘Andrés de Vandelvira’. “Es un proyecto cien por cien sostenible. Su objetivo es motivar a los niños a reutilizar y a reciclar disfrutando del proceso, trabajando en un escenario en el que se conoce perfectamente la solución para cada problema que se plantea”, aclaró Machuca.

Julio Ángel Olivares Merino, director de UniRadio Jaén y del proyecto en cuestión, destacó la relevancia del mismo por cuanto se trata de “una iniciativa que pone en valor el espíritu solidario, emprendedor y corresponsable de los barrios, las asociaciones y colectivos que trabajan por la comunidad. En este sentido, nos pareció ideal centrarnos en la acción dinamizadora y crear un foro de opinión con referentes dentro del ámbito de barrios, con la cultura, la acción social o la educación como axiomas articuladores”.

Autor

Fuente: UniRadio Jaén